martes, 12 de marzo de 2013

POEMA ENTRE LAS MANOS

Qué acto de honesta pureza:
romper papeles blancos antes, incluso de escribirlos,
apagar el portátil sin llegar a teclear baratos sofismas
de prepotencia dudosa.
Qué valiente y simple forma
de crear belleza, sin huella que te alabe o denoste,
el no juntar dos signos, dos grafos,
que algo signifiquen.
Sin embargo nada,
si la luz se niega al claroscuro, 
será poema entre las manos.
Norberto García Hernanz

1 comentario:

Isolda dijo...

Me parece un poema precioso y con el que me identifico.
Un beso, Norberto